10-02-2018 | No hay plazo que no se cumpla… (1)

grupo de personas caminando por espacio publico una de ellas en silla de ruedas y otra llevando un coche de niñosEl siguiente párrafo de la Ley 20.422 cumple su plazo hoy 10 de febrero de 2018:  El acceso a los medios de transporte público de pasajeros y a los bienes nacionales de uso público administrados por el Estado, sus organismos o las municipalidades, en especial, las vías públicas, pasarelas peatonales, parques, plazas y áreas verdes, deberán ser accesibles y utilizables en forma autovalente y sin dificultad por personas con discapacidad, especialmente por aquellas con movilidad reducida, dentro del plazo de ocho años contado desde la publicación de esta ley en el Diario Oficial.” (10/02/2010)
Lamentablemente debieron pasar 5 años (no los 9 meses estipulados por la ley) antes de contar con el reglamento que indicara los requerimientos que debía cumplir la infraestructura urbana para ser accesible a todas las personas.

La accesibilidad es el medio para fortalecer la seguridad y facilidades para que todas las personas  puedan acceder, circular y usar los entornos y espacios, sin importar su condición de movilidad o sensorial. A ocho años de la Ley 20.422 y casi dos años de la publicación del reglamento de accesibilidad contenido en la OGUC  aún existe mucho desconocimiento respecto a la aplicación de la normativa de accesibilidad, principalmente por parte de las 365 municipalidades de  Chile e instituciones del estado que son las principales entidades a orientar, exigir, fiscalizar, dar valor a la ley y cumplir los plazos.

Ciudad Accesible asumió la difusión de dicha normativa para orientar con una interpretación más simple la aplicación de un diseño que fuera funcional. Con dibujos y diagramas publicamos digitalmente el documento  “Normativa Accesibilidad Universal – Síntesis dibujada y comentada” además de Fichas Accesibles con temas puntuales para favorecer la aplicación de la ley y buenas prácticas en forma didáctica y de fácil uso.  Los plazos vencen hoy…¿cuánto hemos adelantado en esta materia?

INFRAESTRUCTURA Y MOVILIDAD | El DISEÑO UNIVERSAL A TRAVÉS DE LA RUTA ACCESIBLE

El concepto de “ruta accesible” asegura el desplazamiento continuo y seguro de peatones, facilitando el desplazamiento a todos (con o sin discapacidad). Es aplicable a veredas, cruces peatonales y a toda ruta que conecte parques, plazas, estacionamientos, paraderos, acceso a la edificación, etc.

Veredas que corresponde a una buena ruta accesible en la comuna de La Reina   Veredas que corresponde a una buena ruta accesible en la comuna de Pumanque     Fotos de veredas que corresponden a buenas rutas accesibles en las comunas de La Reina (izq.) y comuna de Pumanque (der.).

Las veredas son las vías de circulación peatonal y las rutas básicas de movilidad. En la medida que estén despejadas de obstáculos y cumplan con las condiciones de una “ruta accesible”, el desplazamiento será seguro y agradable para todos los peatones, incluyendo además a personas con discapacidad.

Los cruces peatonales son fundamentales para permitir el paso seguro del peatón a través de la calzada.  Se requiere dar énfasis en resaltar la demarcación que da preferencia y protección al peatón, el más vulnerable dentro de las formas de movilidad. Preferir pasos continuos en aquellas vías que lo permitan es una buena demostración de diseño urbano que da prioridad al peatón.  La solo demarcación de un cruce no responde a la ley actual, el cruce peatonal debe ser accesible y rebajado en su totalidad según los detalles que especifica la normativa.

cruce peatonal a nivel con la acera en la comuna de Providencia    cruce peatonal a nivel con la acera en la comuna de Las Condes     Foto de cruce peatonal a nivel con la acera en la comuna de Providencia (izq.) y Las Condes (der.)

CONTINUIDAD DE LA RUTA ACCESIBLE | PARADEROS – TRANSPORTE PÚBLICO

Al día de hoy las implementaciones de accesibilidad sólo han sido realizadas para paraderos y buses del Transantiago que circulan por la capital. Existen paraderos bien ejecutados, sin embargo, en muchos casos la interacción del bus con los paraderos ha sido muy deficiente. No hay un patrón común en la implementación de paraderos en las diferentes comunas de Santiago y sus emplazamientos resultan en demasiados casos inaccesibles para realizar el acceso – descenso del bus por personas en silla de ruedas o usuarios con mayor dificultad de desplazamiento.
Esta situación hace que los esfuerzos para avanzar en un transporte público accesible se anulen al no contemplar paraderos accesibles para crear una cadena en la que cada uno de los eslabones se una al siguiente garantizando la seguridad y condiciones que necesita el usuario con discapacidad.

Paraderos del Transantiago en Pudahuel Santiago de Chile    Paradero inaccesible para un transporte accesible     Foto izq.: Paradero de Transantiago en Santiago, correctamente emplazado. Foto der.: Paradero de Transantiago totalmente inaccesible para un transporte accesible

La relación  bus-paradero es determinante para  el uso por parte de personas con discapacidad.  Es necesario la rigurosidad en el diseño para obtener  el mayor acercamiento del bus al andén, en el lugar más adecuado, como también dar el tiempo necesario de acceso-descenso para entregar seguridad a coches, adultos mayores, embarazadas, etc.

TRANSPORTE PÚBLICO
Lamentablemente solo podemos referirnos a Santiago, ya que ninguna otra región del país cuenta hasta ahora de un sistema de transporte accesible, una delas grandes deudas e incumplimientos a la Ley 20.422. Se han perdido grandes oportunidades de renovación de flota y nuevas líneas de buses para incorporar al menos un porcentaje creciente de buses accesibles existiendo una notoria discriminación en este aspecto en todo el resto de Chile.

La experiencia de usuario con discapacidad en el transporte de buses urbanos debe apuntar a su desplazamiento en forma autónoma e independiente; requiriendo la preocupación y actitud del chofer por el acercamiento del bus al andén, contar con paraderos accesibles, rampa en buenas condiciones, relación de las alturas  bus-paradero para que la rampa pueda desplegarse con pendientes no mayor al 12%, de preferencia ubicada en la primera puerta para realizar la maniobra ante la vista y cuidado del chofer, buses de piso plano, etc.

Desde la implementación del Transantiago (2007) hasta ahora, persiste un fuerte problema de evasión de pago, por tal motivo una de las soluciones que se han implementado es la instalación de “torniquetes” en los accesos de los buses, elementos que atentan contra la circulación autónoma e independiente, obstaculizando el paso de los usuarios, en especial aquellos con movilidad reducida, padres con niños en brazos, embarazadas, adultos mayores, personas obesas, etc.

pareja de adultos mayores haciendo ingreso a bus de transporte público   Torniquete en bus de transantiago          Foto izq.: La relación  bus-paradero es determinante para  el uso por parte de personas con discapacidad.  Es necesario la rigurosidad en el diseño para obtener  el mayor acercamiento del bus al andén, en el lugar más adecuado, como también dar el tiempo necesario de acceso-descenso para entregar seguridad a coches, adultos mayores, embarazadas, etc. Foto der.: Torniquete en acceso a bus de Transantiago

Después de la promulgación de la ley 20.422 (febrero 2010) se dictaron reglamentos específicos relacionados con el transporte accesible, sin embargo, las bases actuales de accesibilidad para buses se exige solo para aquellas máquinas con dimensiones mayores a 9 mt. (Art. 11 Decreto 142), y se exceptúan los vehículos considerados como patrimonio cultural o histórico, los destinados a fines meramente turísticos o de recreación (Art. 2 Decreto 142) y los buses interurbanos que no están obligados a otorgar acceso autónomo para PcD (rampas).

Como Corporación nos preocupan estas excepciones y creemos que deben ser modificadas por ser condiciones que no dan cumplimiento a un principio fundamental de la ley 20.422: “En la aplicación de esta ley deberá darse cumplimiento a los principios de vida independiente, accesibilidad universal, diseño universal,…”.

En la actualidad ninguna región del país cuenta con un transporte público accesible, el transporte turístico o de recreación tampoco lo es y sigue siendo un problema para personas con movilidad reducida usar el transporte interurbano por su falta de accesibilidad.
Solamente la región de Valparaíso cuenta con un tren urbano (Merval) parcialmente accesible y en proceso de adecuación de sus estaciones  a mejores estándares de accesibilidad.

TRANSPORTE EN BICICLETA
Respecto al transporte en bicicleta, ha sido un medio de transporte explosivo en los últimos años en el país. Se han construido variadas ciclovías, algunas de ellas ocupando espacios de veredas peatonales, tema que hemos hecho ver para que el espacio de los peatones y sus vías sean respetadas y se diferencien carriles separados para bicicletas y peatones. Igual cosa cuando sus trazados obstaculizan el acceso a paraderos de transporte, o simplemente se decide transformar una vereda en ciclovía y acceder a un paradero de transporte público resulta confuso y en algunos casos imposible. Compartimos en este link una publicación de una de las ciclovías más importantes de Santiago.
La presión por contar con más ciclovías ha ido en algunos casos en desmedro de la circulación peatonal, medio bastante postergado en calidad, especialmente para favorecer la movilidad de las personas con discapacidad.

Comuna de San Carlos, se muestra ciclovía diferenciada, sin embargo la vereda carece de cruce peatonal rebajado  comuna de Las Condes donde se muestra ciclovía diferenciada de la vereda   tramo de ciclovía y cruce peatonal donde se olvidó rebajar el cruce para peatones no así el de las bicicletas  Foto izq.: Comuna de San Carlos, se muestra ciclovía diferenciada, sin embargo la vereda carece de cruce peatonal rebajado, no así la ciclovía…¿? Foto centro: Comuna de Las Condes, se muestra ciclovía diferenciada de la vereda Foto izq.: ciclovía rebajada no así el cruce peatonal.

La ciclovía 42 K en Santiago introdujo un concepto erróneo de compartir la ciclovía con el desplazamiento de personas con movilidad reducida. El gran uso de estas vías por ciclistas ha comprobado que resulta un espacio peligroso para un peatón más “vulnerable”. Esta idea contribuyó muy poco en dar la importancia a las vías peatonales, considerando que los mayores desplazamientos origen – destino en la ciudad corresponden a recorridos peatonales.

ESTACIONAMIENTOS EXCLUSIVOS PERSONAS CON DISCAPACIDAD

A partir del 2011 Corporación Ciudad Accesible introdujo en Chile la sugerencia a través de CONASET, del color azul para demarcar los estacionamientos para personas con discapacidad con el fin de destacarlo en forma importante y disminuir el uso incorrecto de estos espacios. Esta exigencia ha ayudado a alertar a los usuarios que es una zona exclusiva que debe ser solamente usada por aquellos conductores o acompañantes que exhiban en el parabrisas la credencial de discapacidad. De acuerdo a la nueva normativa estos espacios tienen ahora la obligación, además de diseño y dimensiones, de estar conectados a través de una ruta accesible a la vereda o acceso de la edificación. El automóvil es un recurso de transporte muy importante para las personas con discapacidad en nuestro país dada la falta de accesibilidad en el transporte público.  Hacemos un llamado a ser rigurosos en la permanente fiscalización  de estos espacios por parte de carabineros e inspectores.

Continuar Leyendo PARTE II

Estacionamiento para personas con discapacidad conectado al acecso de la edificación    Estacionamiento para personas con discapacidad en la vía pública     Foto izq: estacionamiento para PcD en la edificación. Foto der.: estacionamiento para PcD en la vía pública

Otros links de interés:

Material de Fichas temáticas Accesibles actualizadas a la normativa y de descarga gratuita:

Links sobre análisis de transporte accesible en Chile:

01/11/2016 Transantiago | Hacia un transporte más accesible
31/10/2016 Accesibilidad universal | Transporte Público en Chile
04/10/2016 Una mirada accesible al transporte marítimo en Chile | Chiloé
31/07/2017 Accesibilidad | Ascensor Cerro 18 – Lo Barnechea

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *